Granizado de avellanas

Granizado de avellanas

Por Geles      , , , ,

agosto 11, 2017

0.0 0

Os ofrezco una alternativa más a los helados que se consumen habitualmente en verano, ya verás qué sencillo y delicioso es este granizado de avellanas.

  • Tiempo prep.: 5 mins
  • 5 mins

    5 mins

  • Comensales: 6 Raciones
Granizado de avellanas

Ingredientes

200g de avellanas tostadas

½ litro de agua

500g de cubitos de agua

80g de stevia 1:1

Instrucciones

Pon a remojo las avellanas durante 3 horas.

Tira el agua y dispón las avellanas en la jarra americana, también la stevia y el agua.

Tritura todo bien hasta que veas que queda una pasta densa. Incorpora los cubitos y sigue triturando hasta que veas que el granizado está homogéneo.

Sirve inmediatamente o reserva en el congelador.

Cómo hacer un granizado de avellanas

Para mí es fundamental que las avellanas estén previamente tostadas, este gesto le aporta un aroma especial al granizado, queda mucho más delicioso.

Aunque a nivel nutricional apenas afecta, ya que por el simple hecho de remojar y triturar la avellana se desactiva el ácido fítico. Por lo que hay una mayor disponibilidad de calcio en nuestro organismo.

Puedes añadir al granizado un toque de canela, limón o incluso vainilla, pero a mí me gusta tal cual. En realidad es muy parecido a la horchata, pero esta vez no nos molestamos ni en pasar por un tamiz, no es nada desagradable consumir la okara de la avellana.

Tienes una alternativa a la hora de hacerlo, puedes utilizar un litro de agua para triturar la avellana y llevar al congelador, después, una vez congelado, puedes rascar el hielo hasta conseguir el granizado o bien, congelar toda la mezcla en cubiteras y después sólo tendrías que triturar en un buen robot, hasta obtener el granizado.

Salen 6 raciones de 200g, con lo que la proporción de avellanas por vaso sería de unos 33 gramos, poco más de una ración. Es una cantidad ideal para una merienda y la verdad es que así disfrutas de una cantidad de calcio, magnesio, fósforo, potasio y fibra muy adecuados. Las grasas que aportan las avellanas son cardiosaludables. A la par te refrescas, más no se puede pedir.

Si no quieres utilizar ningún tipo de edulcorante, puedes remojar a la vez que las avellanas unos dátiles y triturar con las avellanas, esta vez sí incorporando el agua de los dátiles para aportar más dulzor.

Aun así, siempre será más saludable comerse directamente el puñado de avellanas directamente. Pero esta es una opción muy válida y además apta para diabéticos, veganos, intolerantes a la lactosa y al gluten.

00:00

Datos nutricionales

Tamaño de la ración6 Raciones
Calorías235.6 Kcal
Proteina5 g
Grasa total21.6 g
Carbohidratos5.1 g
Fibra2.7 g

0 Valoraciones

Todos los datos y la selección de estrellas son necesarios para subir una valoración.

Los pedidos realizados entre el 24 de julio y el 15 de agosto, se entregarán a partir del 16 de agosto. Disculpen las molestias.